Cómo la gamificación construye nuevos líderes

Cómo la gamificación construye nuevos líderes

En pocas palabras, la gamificación es la introducción de diferentes elementos propios del juego, como los puntos, la competición o las normas , en un entorno tradicionalmente ajeno al juego para fomentar la participación del usuario. La gamificación ha existido durante muchas décadas y, de hecho, la utilizan continuamente grandes organizaciones y por una buena razón. Como se explicó en nuestra publicación anterior donde anunciamos el nuevo modelo de suscripción de Gamelearn y sus videojuegos para 2020, las estrategias de gamificación son increíblemente efectivas para desarrollar diferentes habilidades, para abordar temas específicos e integrar cualquier contenido en una actividad atractiva y visualmente atractiva.

Gracias a la continua evolución de la tecnología, estas útiles estrategias de gamificación ya no solo están vinculadas a campañas de marketing, productos de consumo y aplicaciones en línea. También se utilizan en diferentes programas de capacitación que forman con éxito a líderes efectivos. De hecho, un estudio reciente mencionó que las prácticas de gamificación bien implementadas son eficaces para generar oportunidades de cooperación, comunicación, resolución de problemas y aprendizaje progresivo, habilidades que son necesarias para formar a los futuros líderes. Estas son algunas de las formas en que la gamificación puede ayudar a construir nuevos líderes:

1. Proporciona datos inmediatos sobre el estilo de liderazgo

Si bien es fácil decir que todo líder eficaz debe ser un buen comunicador, entrenar y perfeccionar a alguien para que esté equipado con las habilidades de comunicación adecuadas – además de la empatía, el respeto y la apertura mental – puede ser bastante difícil. Para mejorar las habilidades de comunicación de los futuros líderes empresariales de su compañía, Deloitte Consulting LLP ha recurrido a los juegos para ayudar a sus empleados a comprender mejor los diferentes estilos de liderazgo. La empresa utilizó Candy Crush y el ajedrez para obtener datos valiosos sobre cómo reaccionaba la gente en diferentes situaciones.

2. Crea líderes a través de la educación

Dada la importancia del aprendizaje de habilidades vitales a la hora de formar nuevos líderes, incluso las universidades están examinando cómo la gamificación puede ayudar a los estudiantes a evolucionar.

Si observamos el estudio realizado por los investigadores de la Universidad Estatal de Winston-Salem, podemos ver que la gamificación se ha integrado desde hace mucho tiempo en la educación, ya que aborda el eterno desafío de hacer que el aprendizaje sea divertido, interesante y atractivo. Y a medida que estas técnicas se desarrollan, también lo hace la capacidad de las universidades para crear grandes líderes que puedan comunicarse eficazmente.

De hecho, a los estudiantes que se gradúan en comunicación estratégica y liderazgo se les enseñan ahora los fundamentos de la teoría de la comunicación, además de proyectos de inmersión y asignaturas optativas sobre los medios digitales emergentes, con el fin de ayudarles a seguir carreras en una serie de campos diferentes.

A medida que más industrias se orientan a la digitalización, estos próximos líderes que han estudiado las nuevas teorías de la comunicación podrán utilizar conceptos digitales avanzados, como la gamificación, para crear y dirigir campañas persuasivas, gestionar equipos y convertirse en jefes de departamento más eficaces.

3. Conduce al autodescubrimiento cuando se trata de la toma de decisiones

Muchos de nosotros estaríamos de acuerdo en que la experiencia es el mejor maestro. Sin embargo, por mucho que lo intenten las empresas, hay algunos eventos que consiguen simular una situación real a la perfección. Incluso si lo hacen, no hay garantía de que esté libre de prejuicios personales y que se desarrolle como sus equivalentes en la vida real.

Afortunadamente, con los juegos, los individuos son finalmente capaces de cimentar las habilidades que han aprendido aplicándolas a escenarios prácticos respaldados por datos y múltiples estudios. Además de esto, el juego también permitirá a los líderes en formación ver de primera mano cómo sus elecciones dentro del juego conllevan consecuencias o recompensas, proporcionándoles así una vía de autodescubrimiento a la hora de tomar decisiones.

4. Permite un aprendizaje personalizado en un entorno libre de riesgos

El aumento de los trabajadores de la Generación Z en los próximos años es inevitable, por lo que, si las empresas quieren capacitar a esta nueva generación de trabajadores para convertirse en líderes efectivos, tienen que hacer cambios en la forma de llevar a cabo los programas de formación.

Como se explica en un artículo en HR Technologist, lo que más necesitan los estudiantes de hoy en día es la relevancia y la personalización. La gamificación permite a los alumnos controlar no solo lo que aprenden, sino también cuándo y de qué manera lo aprenden. Además de esto, la gamificación también incorpora relevancia a cada oportunidad de aprendizaje, prometiendo así una relación directa entre el programa de aprendizaje y el objetivo del alumno. Lo que es más, los aprendices pueden lograr todo esto desde la comodidad de sus casas.

Dado que la pandemia en curso ha hecho que el aprendizaje cara a cara sea una opción poco práctica, se prefieren otros métodos de aprendizaje que permitan a los alumnos seguir aprendiendo en un entorno libre de riesgos.

Reina Janie es escritora independiente y coach que se especializa en ayudar a emprendedores en ciernes y pequeñas empresas a alcanzar sus objetivos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estadísticas (anónimas)